Passa al contingut principal

Somos víctimas del pasado incapaces de entender el futuro

El pasado retroalimenta el futuro pero no puede condicionarnos tanto que nos impida generar visiones radicalmente nuevas.

Un ejemplo que forma parte de mi trayectoria profesional.
Los empresarios de la comunicación llevan tiempo rompiéndose la cabeza  para buscar nuevas fórmulas que les ayuden a mantener lectores y, en definitiva, ventas. Para que la prensa no muera.


Van pasando años y la solución no aparece, la crisis además ha propiciado otro golpe de gracia a los medios especialmente a los impresos. Un total de 57 medios de comunicación han cerrado en España en los últimos cuatro años, desde que se inició la caída de la inversión publicitaria por la crisis económica.
Mientras tanto van apareciendo un cumulo de lugares comunes cuya reiteración acaba por agotar al más interesado. Muchas recomendaciones pero nadie es capaz de encontrar un camino.


Que si: 1.Dar la vuelta al  periodismo 2.Calidad en las informaciones. 3. Buenas narraciones que utilicen todos los recursos narrativos multimedia. 4. El reportaje, un género interpretativo, con altas dosis de análisis e investigación, que anticipe las posibles consecuencias de los hechos. 5. Informaciones con valor añadido que se distingan de lo que ofrecen otros medios de comunicación. 6.Una periodismo participativo, más implicado y comprometido, etc..
La base porque estos razonamientos bien intencionados no cuajan es muy simple, porque parten de una visión asentada en modelos pasados.


Para conseguir una verdadera innovación en los Mass Media que se convierta en una realidad deberíamos olvidarnos de ellos. Iniciar una verdadera destrucción creativa del sector, en la línea Shumpeteriana.
Comenzando por cómo se estudia el periodismo en las facultades que no difiere mucho de cómo se hacía 100 años atrás, sólo cambian los artilugios tecnológicos, las rutinas y los procesos, pero las especificidades siguen siendo las mismas.


Igual que en el terreno empresarial en este país existen afamadas escuelas de negocios ESADE IESE, etc donde se enseña a gestionar empresas de una forma más o menos racional, lo que no existe ni se explica en estas escuelas es como innovar en los negocios.
Una escuela de negocios no es un escuela de innovación, igual que una facultad de periodismo difícilmente generara nuevas formas de …… periodismo o quizás  que debería comenzar por cambiar el nombre y repensar el proceso de la comunicación y de la profesión desde otra visión.


A nadie se le ocurrió decir en los albores del periodismo, que los periodistas eran escritores pegados a la cotidianeidad, eran otra cosa. Escribían, claro, pero la especificidad de su trabajo distaba mucho de la de los escritores por más cronistas que fueran. Se invento otra visión de cómo interpretar la realidad y otras técnicas nacieron.
Quizás ha llegado la hora,  no de reinventar el periodismo, sino de inventar otra cosa nueva.


Propongo un taller sobre innovación radical en el periodismo a ver quien recoje el guante yo me apunto creo que tengo cosas que decir.


Albert Pérez Novell

Comentaris

  1. Inreresante propuesta. Pero añadiría analizar el cambio en el modelo de negocio, que para mi es la clave delfin del periodismo tal como se entiende en España. Algo que entienden los anunciantes y los usuarios. Pero no los periodistas, las empresas, los agentes como políticos o los dircom.

    ResponElimina
  2. Ciertamente Jesús,
    Una cosa es la profesión y otra el negocio del periodismo.
    Y ciertamente merecen más una reflexión los modelos de negocio.
    Prometo hacerlo en otro post.
    Albert

    ResponElimina

Publica un comentari a l'entrada

Entrades populars d'aquest blog

Las Monadas: El secreto del Planeta de los simios, ( ciencia ficción, politicamente incorrecta)

A mediados del 2º milenio, en el tercer Planeta de la Estrella Sol de la Vía Láctea,  se verifica la existencia de una especie dominante los simios y otra dominada el hombre.

Historia de una involución: El Planeta de los Simios (francés:La Planète des Singes) es una novela de ciencia ficción escrita por Pierre Boulle, publicada por Editorial Julliard en 1963.

En 1968 fue adaptada al cine en la película El planeta de los simios de Franklin Schaffner.


En el siglo quinto del segundo milenio, una nave espacial procedente de la Tierra, realiza un aterrizaje forzoso en un planeta desconocido. Los astronautas, al mando del coronel George Taylor (Charlton Heston) inspeccionan los alrededores y descubren que en este planeta los seres inteligentes y especie dominante son unos simios que comparten características físicas con los chimpancés (científicos), gorilas (militares) y orangutanes (religiosos y políticos) de la Tierra, pero que han desarrollado una civilización antropomorfizada y militariza…

2112, el soliloquio alucinatorio del gobierno Rajoy

El lapsus de Rajoy en su tweet al confundir 21 del 12, día previsto para las elecciones ilegitimitas convocadas por su gobierno, con el año 2112.

A primera vista, parece que Rajoy en su tweet apuesta porque el próximo presidente de la Generalitat sea:

Bromas a parte: Lo de Rajoy pertenece al genero llamado (lapsus de clave). Freud profundizó en la descripción del mecanismo de su formación en su libro llamado Psicopatología de la vida cotidiana (1901)—como una variedad de los lapsus que llamó «lapsus calami»— para significar los lapsus que ocurren cuando se mecanografía un texto y, que en algunos países también es conocido como "error de dedo" (y, con el avance de la tecnología, los que ocurren al escribir en el teclado de un ordenador, de un teléfono móvil o formas afines de comunicación.
Twitter es una fuente de síntomas si observamos los mensajes que circulan por esta, llamada, red social.
Gracias a la Serendipia  que facilita Internet, he encontrado que 2112 es el nombre del …

Consumption cannot be destroyed, like energy, it can only be transformed.

Aquesta crisi haurà canviat permanentment el comportament de compra dels consumidors. Ens deixa com herència compradors més cauts i reflexius. Però existeixen formes de consum que romandran i s’adaptaran a l’aire estoic que no tenim més remei que respirar.

No esperem que el consum desaparegui, tant sols es transformarà (el consum és com l’energia no es destrueix, es transforma).


En aquest post faig un repàs per les tendències i la fauna consumista del moment.

  Com diu Guilles Lipowetsky : El consum esta molt ligat a la seducció, com veurem més endavant: "Lluny de circumscriure a les relacions interpersonals, la seducció s'ha convertit en el procés general que tendeix a regular el consum, les organitzacions, la informació, l'educació, els costums.”. Tambè ens diu: “Cal un consum més responsable, però també invertir en noves tecnologies”.
En aquesta època hipermoderna no hi ha somnis col•lectius, sol ens queda el consum; una millor casa, un millor cotxe, etc..... La generaci…